Entrevistamos a Patrick Arrosteguy, CEO de Adavir y Amma

CYBER MONDAY

30% de DESCUENTO

En Masterclass, Cursos Online e Itinerarios formativos

Utiliza el siguiente código
Haz clic en el botón para copiar el cupón

¡Sólo hoy 29 de noviembre!

En SUPER Cuidadores hemos entrevistado a Patrick Arrosteguy, CEO del Grupo Adavir y del Grupo Amma. Ambos grupos forman parte de la compañía francesa Maisons de Famille, referente de la atención a personas mayores en toda Europa. En la entrevista, Patrick nos habla sobre la actualidad del sector sociosanitario así como los retos y oportunidades a los que se enfrenta Maisons de Famille en nuestro país.

"Este sector se ha ido profesionalizando con el paso de los años"

¿Cómo valora su experiencia tras más de 25 años trabajando en el sector sociosanitario?

Creo que el balance es muy positivo. A nivel personal he podido comprobar cómo este sector se ha ido profesionalizando con el paso de los años. Hemos avanzado en temas legislativos, en reconocimiento social y, por supuesto, en la calidad que se ofrece a las personas mayores y dependientes en la atención que les prestamos. Es verdad que quedan aún retos pendientes, como por ejemplo avanzar en la armonización de las legislaciones entre las distintas Comunidades Autónomas o en la cohesión sociosanitaria, pero el balance es muy positivo.

"En Maisons de Famille apostamos por ser cada día mejores"

¿Cuáles son las claves del éxito de Maisons de Famille?

Creo que una de las claves fundamentales reside en su apuesta por la continuidad de los proyectos a largo plazo. Al ser una empresa familiar, su vocación es siempre la de dar estabilidad a los proyectos, apostando en todo momento por ofrecer los máximos estándares de calidad a las personas que atendemos y las mejores condiciones y estabilidad a todos nuestros profesionales. En nuestro caso, la apuesta no es simplemente crecer en número de camas o en presencia en distintos países. Apostamos por ser cada día mejores.

"Nuestros esfuerzos están ahora en consolidar la unión entre Adavir y Amma en España"

¿Cuáles son los objetivos de Maisons de Famille a corto y largo de plazo?

A corto plazo, nuestros esfuerzos están ahora en consolidar la unión entre Adavir y Amma en España, un proyecto muy interesante que nos ha convertido en una de las compañías de referencia a nivel nacional. Son además dos compañías muy complementarias en procesos de trabajo y estándares de calidad. A medio y largo plazo, apostamos por seguir creciendo y por seguir mejorando la calidad de nuestros servicios, tanto en España como en el resto de Europa.

"La formación es un aspecto fundamental en nuestro sector"

 ¿Cree que la formación es necesaria para cuidar?

Por supuesto, es un aspecto fundamental en nuestro sector. Y cuando hablamos de formación, no sólo nos referimos a la formación de origen, es decir, que nuestros profesionales cuenten con las habilidades y conocimientos básicos desde su contratación. En el sector sociosanitario es fundamental también la formación continuada, el que vayan reciclando y actualizando sus conocimientos con el tiempo.

¿Qué opina de la formación y servicios que ofrece SUPER Cuidadores?

A pesar de su juventud, creo que habéis dado muestras suficientes de ser un proyecto de altura, que acompaña a las empresas, a los profesionales y a los cuidadores en todas las necesidades formativas que puedan demandar. Os habéis convertido en una plataforma muy necesaria para este sector. 

La compañía francesa Maisons de Famille es propietaria de 16 centros residenciales en Francia, 25 centros de La Villa Spa en Italia y dueña del 57,5% del grupo español Adavir desde enero de 2014. En noviembre pasado, adquirió el grupo de residencias Amma, controlado por Caixabank y Banco España-Duero como principales accionistas. Grupo Amma es una de las compañías líderes a nivel nacional en el sector de la atención a las personas mayores y dependientes. 

Con esta adquisición, que ha supuesto entorno a 220 millones de euros, el grupo residencial está presente en siete comunidades autónomas y se sitúa como segundo a nivel nacional y primero en la Comunidad de Madrid en cifras de facturación. En la actualidad, tiene un volumen de negocio cercano a los 139 millones de euros, 8.000 plazas para mayores (entre residenciales y de centro de día) y empleando a más de 4.000 trabajadores.